Colegios, guarderías, escuelas libres...metodologías.. ¿En que manos dejamos a nuestro niños?

LLevo desde hace un tiempo buscando colegios, escuelas o algun sitio donde llevar a Noah en cuanto cumpla los 3 años de edad y por consiguiente a su hermanita.
Está siendo mas que una tarea difícil el encontrar algún sitio donde llevarle sin creerme una loca, porque nada me convence.

Desde que ha estado malito que hemos pasado horas y horas en la consulta de la pediatra y he podido ver actuar a muchos niños y a sus padres del pueblo donde vivimos, así que sé lo que me espera en cuanto vaya a la escuela donde van estos mismos niños de su edad. Quizás actúen diferente frente a la maestras o tutoras, pero los padres seguirán educándoles igual y la verdad es, que la mayoría no me gusta ni un pelo como tratan a sus hijos, ni como actuan ellos en consecuencia con ellos y con su entorno.

Por otro lado, los colegios que tenemos cerca de casa, tienen opiniones muy diferentes entre padres que voy preguntando acerca de cómo educan a sus hijos. En realidad, el grueso opina que les tienen "metidos en cintura", que son estrictos con la puntualidad, uniformes, obediencias, el haberse quitado el pañal, etc...
Y yo? Yo estoy con los pelos de punta. Pensando en que tiene apenas 3 años y hablan de todo menos de jugar, pasárselo rico, educar con respeto, respetar sus tiempos...y claro, se nos echa el tiempo encima porque hay que tomar las decisiones antes de semana santa para echar las solicitudes en los colegios o escuela publica o sino quedarnos sin escolarizarle.

Ya me da igual si les dan inglés, si tienen natación o si el uniforme sale un pelín mas caro que ponerles ropa diferente cada día (hablo del gasto anual). Porque pienso que esto es para muchos años, que pueden marcarle la vida para bien o para mal y que no puedo tenerles metidos en casa porque deben aprender ciertas cosas básicas que no me siento capaz de enseñarles (o eso creo) porque ya empiezan en primaria sabiendo, leer y escribir, números...

Este año no está yendo a la guardería y veo que en el parque es súper sociable y cariñoso, pero también es demasiado "bueno". No sabe luchar contra la jungla de la que vienen los niños que le rodean, que piden las cosas a gritos, que empujan, insultan...al final, acaba llorando porque no sabe discutir y yo en todas las veces no puedo meterme, porque debe aprender a resolver los conflictos, pero me da que no siempre son los que debería afrontar, pero no quiero un niño burbuja.
Me veo en el dilema de si debo meterle en dicha jungla para que aprenda lo duro de la vida o de buscar algo más como nosotros y no tener que cambiarme el chip por la fuerza.

Comparto esto, porque seguro que hay muchas madres que estarán como yo, en la misma situación absurda y difícil de no saber qué hacer con los niños con respecto a su educación.
Tengo claro lo que quiero, pero lo que quiero está lejos, lejos, lejos de casa.

Solo necesito un camión de ánimo y mucha fuerza para seguir luchando.

Y vosotr@s? Ya tenéis colegio/ escuela?



Comentarios